Son muchas las personas que visitan centros auditivos en Tenerife para controlar su audición a lo largo del año. Pero sigue siendo habitual encontrarnos con personas que han ocultado durante años su pérdida de audición por vergüenza. No poner solución a este trastorno puede acarrearte muchos problemas de salud.

Antes de visitar uno de los centros auditivos en Tenerife, es importante que conozcas las causas de la sordera o hipoacusia y cómo podemos prevenirla.

La causa más habitual es el envejecimiento o la exposición continua a ruidos fuertes, pues se desgastan los vellos y las neuronas de la cóclea, encargados de enviar las señales de sonido al cerebro. Este daño provoca que las señales eléctricas no se produzcan de forma tan eficiente y por este motivo se pierde audición. La acumulación de cerumen bloquea el canal auditivo y evita la conducción de las ondas sonoras. Las infecciones de oído y bultos o tumores también pueden ser una de las causas de sordera. La rotura del tímpano por cambios bruscos de presión o por ruidos fuertes también provocan pérdida de audición.

¿De qué formas podemos prevenir la hipoacusia? Lo más importante es proteger nuestras orejas del ruido fuerte durante un tiempo prolongado. Para ello podemos valernos de tapones para los oídos o cascos especiales. Es muy importante llevar un control auditivo de forma periódica si trabajamos en ambientes con mucho ruido. Evitar las actividades recreativas donde el ruido sea muy alto.

Recuerda que la pérdida de audición puede afectar en gran manera a tu calidad de vida. En muchas ocasiones provoca aislamiento y depresión. Además, está estrechamente relacionada con el deterioro cognitivo, por eso, es importante buscar una solución lo antes posible.

En Óptica Audiología La Casita somos especialistas en audición y estaremos encantados de poner a tu alcance toda la información necesaria para que puedas disfrutar de una buena salud auditiva.